COOKIES:

Utilizamos cookies propias y de terceros para fines analíticos y para mostrarle publicidad personalizada en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación (por ejemplo, páginas visitadas). Clica AQUÍ para más información. Puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón "Aceptar" o configurar las mismas.

Localizar pedido
Pedido rápido
Iniciar sesión

El origen de las llaves de carraca

Suministros Herco Blog EL ORIGEN DE LAS LLAVES DE CARRACA
EL ORIGEN DE LAS LLAVES DE CARRACA

 HercoTV

 Ferretería y Bricolaje

Origen de las útiles llaves de carraca

Cualquier persona familiarizada con la mecánica ha trabajado muchas veces con las llamadas llaves de carraca. Y es que éstas son una herramienta perfecta para diversas actividades, y especialmente importante cuando se busca apretar con mayor facilidad y rapidez cualquier tornillo o tuerca. Y es que, al no tener que acoplar cada vez la medida de esos objetos, la llave de carraca resulta perfecta para la realización rápida y eficiente de ciertos trabajos, en los que se puede escuchar de forma continua el carraqueo característico que le da el nombre, tan similar al de los juguetes clásicos de los niños en algunas zonas del mundo.

El lejano origen de la llave de carraca

Pero el origen de la llave de carraca es más lejano de lo que mucha gente piensa. Y es que para encontrarlo debemos retrotraernos a mediados del siglo XIX, en esa Inglaterra que estaba introducida de lleno en la fase más aguda de su Revolución Industrial. Era allí, entre un paisaje de humo y hollines típico de las novelas de Dickens, donde apareció la primera llave de carraca de este tipo. O, mejor dicho, uno de sus antecesores, puesto que su forma no era la misma que tiene en la actualidad, como tampoco eran los mismos sus caracteres.

Las primitivas llaves de carraca de este tipo eran mucho más grandes, pesadas y voluminosas que las actuales, por lo que resultaban menos útiles. Se utilizaban principalmente para trabajos especialmente pesados, como el manejo de las tuercas de algunas máquinas de vapor, o el acondicionamiento de las primitivas vías férreas. Era en esos momentos, en los que resultaban necesarias la mayor de la eficiencia para garantizar la seguridad, cuando las llaves de carraca se usaban, puesto que permitían una mejor finalización del trabajo. En pocas palabras, se podía fijar una tuerca con mucha mayor seguridad que cuando se hacía a mano.

La evolución de las llaves de carraca en el siglo XX

No será hasta la década de los años 20 cuando las llaves de carraca se ajusten en peso y tamaño a la imagen que en la actualidad tenemos sobre ellas. En aquel entonces, y al amparo de la revolución que las cadenas de montaje supusieron especialmente en la fabricación de coches en los Estados Unidos, se perfeccionaron los diseños de todo tipo de herramientas, buscando una mayor eficiencia en las mismas. Fue entonces cuando aparecen las modernas llaves de carraca, una herramienta fácil de usar y ligera, que pos sus características permiten acometer una gran variedad de trabajos diferentes. Una novedad que se extendería durante las décadas siguientes por todo el mundo.

Artículos relacionados

Concurso de felicitación navideña de Herco

Concurso de felicitación navideña de Herco

/ Ferretería y Bricolaje

Estamos en las últimas semanas del año y en nuestro Club Nosolotornillos solo podemos pensar en una cosa: la Navidad. Tenemos tantas ganas de que llegue esta fecha como nuestros pequeños socios y hemos preparado un concurso para que la espera se haga más amena: nuestra felicitación de Navidad. Sabemos que los artistas más pequeños…

Calentador de agua eléctrico instantáneo: ventajas y dudas frecuentes

Calentador de agua eléctrico instantáneo: ventajas y dudas frecuentes

/ Ferretería y Bricolaje

Parece impensable no contar en un espacio con agua caliente, ¿verdad? Sin embargo, hay muchos negocios u oficinas que no tienen instalación de gas y, cuando llegan los meses de más frío, se convierte en una situación poco confortable cada vez que se va a hacer uso del agua. La solución es muy sencilla y…